Una de las funcionalidades destacadas en la nueva versión de Jenkins es la posibilidad de definir los pipelines utilizando un lenguaje de dominio específico. Esto resulta muy útil cuando uno tiene que manejar una cantidad importante de jobs y al mismo tiempo facilita el control de configuración ya que permite que la definición de los jobs sea tratada como código en lo referente al almacenamiento y versionado.

Esta posibilidad de manejar los jobs como código es algo que está ahora más presente en Jenkins 2, pero la realidad es que es una funcionalidad que ya estaba disponible para las versiones anteriores de Jenkins mediante el uso de plugins y algunas otras herramientas.

En particular yo venia utilizando el Jenkins Job Builder, una herramienta de la gente de Open Stack que permite definir jobs en un archivo .yml, definiendo también relaciones “de herencia” entre los jobs. El Job build es básicamente un script python que parsea los .yml y utiliza la api de Jenkins para crear los jobs correspondientes.

Otra herramienta que provee una experiencia similar es el Job DSL Plugin. Este plugin provee la posibilidad de definir Job utilizando un DSL Groovy para la definición de Jobs. La forma de uso es: poner los scripts de definición de jobs en un repo y luego crear un job en Jenkins (típicamente llamado Seed) que monitorea el repo de scripts y que cuando detecta cambios ejecuta los scripts los cuales generan los jobs que hayamos definido.

Otras herramientas similares pero que no he probado lo suficiente son: el Build Flow Plugin y el Workflow plugin.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s