Apt-Get install, un arma de doble filo

Primero un poco de contexto. APT son las siglas de Advanced Package Tool, una interface del sistema de paquetes de Debian Linux (y derivados). APT ofrece un conjunto utilidades para administrar paquetes (librerías y aplicaciones). Adicionalmente existen aplicaciones de más alto nivel como (Aptitude o Synaptic) que utilizan APT. A su vez APT utiliza otro utilitario llamado dpgk. O sea que la cadena de dependencias es: Aptitude => APT => dpgk. En particular quiero referirme a APT pues es la herramienta que más suelo utilizar de este conjunto.

APT (apt-get o simplemente apt dependiendo de la versión de sistema operativo que se utilice) permite utilizar el comando install para instalar paquetes: apt install X. Así de simple. Esta sentencia en términos simplificados consulta un conjunto de repositorios en la nube para ubicar el paquete en cuestión, lo descarga y lo instala junto con sus dependencias. De entrada el gestor de paquetes viene con una lista de repositorios y es posible agregarle repositorios adicionales. Hasta aquí todo feliz. Mucha gente utiliza APT para instalar aplicaciones en sus computadoras sin mayores complicaciones.

Sin embargo cuando uno quiere utilizar APT para configurar servidores en un contexto de software delivery pueden surgir algunas complicaciones si no se toman ciertas precauciones. Es aquí donde esta herramienta se convierte en un arma de doble filo y de ahí la idea de escribir este artículo.

El punto clave a tener presente es que muchas veces cuando uno ejecuta apt install X no especifica la versión de X, con lo cual los resultados pueden no ser los esperados. Cada versión de sistema operativo viene con ciertas referencias a repositorios y esos repositorios contienen ciertas versiones de paquetes que pueden o no ser las que uno requiere. Se abren aquí un par de opciones:

  • Verificar la versión del paquete que instalaría APT por default
  • Si la versión default a instalar por APT no es la buscada, ver si existe algún paquete con la versión que queremos. Esto podría requerir agregar alguna nueva entrada a la lista de repositorios.
  • Si no se encuentra un paquete APT para la versión que buscamos, entonces tendremos que utilizar algún método alternativo.

Más allá de esto, cuando se trata de servidores de aplicaciones/runtimes yo me inclino por seguir las instrucciones de instalación del propio producto en lugar de utilizar APT (en algunos casos el propio producto recomienda APT como método de instalación).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .